2.3.18

Se acabó el carnaval, por luis andrés cisneros

Al fin Joaquín Puig se ha quitado la careta

Desde que el pasado siglo, Joaquín Puig, iniciara su andadura, en primer lugar como corresponsal en Morella de la Agencia EFE (del aparato del estado), de Radio Popular (Cadena del Obispado) y Antena 3 Radio, hasta nuestros días, hemos tenido que esperar todo este tiempo para que el Presidente de la Generalidad Valenciana se quitará la careta y mostrara abiertamente su verdadera cara política.

Al fin ha confesado, con sus últimas exigencias al Gobierno de la Nación, que su supuesta propuesta de reforma de la Constitución, no es más que la primera piedra para caminar hacia la secesión y la destrucción y aniquilamiento de España.¡¡Caretas fuera!!

Su propuesta de un Estado Federal no es más que una forma de edulcorar sus pretensiones y no asustar a los posibles votantes de su partido que, poco tiene de Socialista y menos de Español y Obrero. Ya desde los inicios de la democracia suprimieron tajantemente esas dos palabras por cambiarlas por las de País Valenciano. Fue su primer aviso.

Fíjense bien en sus propuestas. Propone que los posibles estatutos de autonomía no tengan que pasar por las Cortes Generales, o sea, yo me lo guiso yo me lo como. Nos importa un huevo lo que digan los españoles. Parece ser que ellos no lo son.

No para aquí, no, quiere más. Pretende que en la Constitución Española se blinden las competencias autonómicas y que no puedan ser afectadas o vaciadas de contenido de manera unilateral por lo que él denomina Estado Federal. Esta mente preclara, ¿sabe dónde está viviendo?

Y claro, su propuesta estrella, su deseo de liquidar el idioma español cueste lo que cueste, su obsesión maligna. Que cada Comunidad autónoma decida que lenguas se enseñan y hablan en sus dominios feudales. Es decir, quieren poder legislar la prohibición del idioma de todos los españoles. 

Dentro de poco asistiremos a la obligatoriedad del catalán/valenciano para poder acceder a la Administración Pública y, poco a poco, el Morellano del siglo podrá proceder, como sus benefactores del Norte, a multar por rotular o hablar en español y, en un segundo paso, a la posibilidad de que el uso de la lengua de una mayoría de los valencianos se considere un delito.

Otra propuesta, muy políticamente correcta, es que las personas extranjeras tengan los mismos derechos, en igualdad de condiciones que los de aquí Al hablar de extranjeros ¿se refiere a los españoles de otro lugar o es un guiño a los posibles votantes islámicos?

Por supuesto, no podía faltar el tema económico. ¡Qué cosa más rara! Pide la tan traída y manida infrafinanciación, ya que peligran temas de tanto calado social como la televisión autonómica y el mantenimiento de subvenciones a colegas y organizaciones afines. O sea, más de lo mismo.

Éste es el Sr. Puig, un sectario de tomo y lomo y un secesionista camuflado. Ahora me surge una pregunta inocente ¿El Partido Socialista Valenciano está sometido por Compromiso, o bien son éstos últimos los que obedecen las consignas de Puig? Es posible que los Oltristas les estén haciendo el trabajo desagradable a los socialistas.

Luis Andrés Cisneros
¿Se acuerdan de la saga de películas del Muñeco Diabólico? Era ese muñeco con apariencia de un juguete inofensivo que estaba dominado por un ente maligno. Al final, se quita la careta, aunque no el peluquín y se muestra como lo que es. ¿Qué podemos esperar de quién pretende engañar a todos luciendo pelo por avergonzarse de su calva y/o canas propias de su edad? ¿Podemos encontrar alguna similitud con El Muñeco Diabólico?

Cuidado con las apariencias, nos pueden confundir y traernos malas consecuencias. Por lo menos ya sabemos, con más claridad que el Carnaval se ha terminado.

Por todo lo expuesto en este artículo las actuaciones y propuestas de VOX tienen cada día mayor vigencia y consistencia.

Por eso, y más que nunca acabo, bien fuerte y claro, con un

¡¡VIVA ESPAÑA!!


No hay comentarios :

Se ha producido un error en este gadget.