15.7.17

El PSPV-PSOE denuncia que por su deseo de exprimir fiscalmente a los vecinos, el alcalde de Algimia de Almonacid, del PP, ha convertido el ayuntamiento en un ente exclusivamente recaudador

El portavoz municipal del PSPV-PSOE de Algimia de Almonacid, Luis Martí, denuncia que al alcalde de la localidad, Rafael E. González Molina, del PP, "ha convertido el ayuntamiento en una entidad meramente recaudadora, en la que lo único que pretende es sacar dinero a los vecinos como sea, sin que le importe lo más mínimo el bienestar de estos".

Según Martí, "solo así se puede entender la decisión del alcalde González Molina de rechazar la moción que el Partido Socialista presentó en el último pleno, en la que se solicitaba la rebaja del tipo impositivo del IBI del 0,9 al 0,6 para fincas urbanas, y que en el caso de las fincas rústicas el tipo a aplicar fuese del 0,3. Todos los concejales del PP votaron en contra".

 Para el portavoz socialista de Algimia de Almonacid, "la rebaja propuesta del tipo impositivo del IBI "no menoscaba la recaudación municipal por dicho concepto porque en los últimos años los vecinos de la localidad han visto cómo el valor catastral de sus bienes inmuebles ha sufrido un considerable incremento de manera retroactiva en virtud del CATASTRAZO que se ha aplicado, que ha supuesto para quienes aquí vivimos el desembolso de onerosas cantidades de dinero".

 Luis Martí dice que "no se entiende que en un pueblo como el nuestro, en el que el alcalde presume de tener deuda cero y un superávit de más de 40.000 euros, el primer edil se empeñe en seguir exprimiendo fiscalmente a sus vecinos, cuya economía doméstica, en la mayor parte de los casos, está basada en el cobro de pensiones de rentas agrarias muy modestas, cuyo valor va mermando año tras año con la pérdida de poder de adquisitivo que se está registrando".

 Además de su falta de sensibilidad, Martí cree que "este alcalde del PP no va sobrado de palabra, ya que en el pleno de marzo se comprometió a estudiar la posible rebaja del IBI para 2018 y en el que acabamos de celebrar nos hemos llevado la desagradable sorpresa de que donde antes había dicho digo, ahora dice Diego".

 Un cambio que se manifiestó "en un ambiente muy bronco, creado por el propio Rafael E. González Molina, quien dirigió el pleno de una forma despótica y muy autoritaria, sin apenas dejar intervenir a los concejales socialistas, a los que constantemente interrumpía y faltaba al respeto, realizando todo tipo de alusiones personales muy ofensivas". El alcalde tampoco dejaba de hacer irrespetuosos aspavientos.

Comunicación PSPV-PSOE Algimia de Almonacid

No hay comentarios :

Se ha producido un error en este gadget.